Páginas

14.11.15

Dica (164)




 «Para mi asombro, la ciudad sigue igual, casi indiferente y esa vida, frenética e incesante, es en sí misma una batalla ganada contra el horror. No puedo evitar sentirme admirada y orgullosa de esa elegante indiferencia, que no es más que un saber antiguo de una ciudad que se siente eterna.»
.

0 comments: